Home / Audiencias  / LEC vs LCS: Analizamos quién se lleva el gato al agua de las audiencias tras el split de primavera

LEC vs LCS: Analizamos quién se lleva el gato al agua de las audiencias tras el split de primavera

Con los números en la mano, LEC crece más que LCS con respecto al split de primavera del año pasado, pero ambas están en la misma línea con respecto al split de verano pasado

LEC vs LCS

Finalizado el split de primavera tanto para la LEC como para LCS, es momento de analizar cómo han funcionado sus audiencias. Le sensación general en la actualidad es que LEC está funcionando mucho mejor a raíz de su paso al sistema franquiciado, que ha permitido la llegada de varias marcas y revitalizar una competición europea que estaba algo obsoleta.

 

Por otra parte, la situación en LCS no parece que haya mejorada con la llegada de este sistema de franquicias, y eso que ya lleva tres splits funcionando bajo este esquema. Pero al final las sensaciones son eso, sensaciones, y los patrocinios y dinero se rigen por lo números. Así pues, vamos a ponerlas frente a frente.

 

Vamos a basarnos como siempre en los datos recopilados en Twitch.Tv. Aunque no son las únicas plataformas, a efectos de comparar se mantiene la forma de medición y el canal, por lo que nos basaremos en datos proporcionados por Esports Charts.

 

Los números de LEC

La LEC ha cosechado en su primera temporada bajo el modelo franquiciado una media de 201.256 espectadores. Además de compararlo con su competencia americana, conviene también ver una película y no sólo una foto fija. Si nos fijamos en el split de de verano del año pasado, cuando todavía recibía el nombre de EU LCS, la media de espectadores se situaba en 113.188 y si nos remontamos al mismo split de primavera de hace 1 año, dicha media se situaba en 152.407.

 

 

Por lo tanto, estamos hablando de un subida del 25% con respecto al último split del año  pasado y de ni más ni menos que del 44% con respecto al mismo split de hace un año, cifras que ya venía ofreciendo la propia Riot y que aquí podemos poner en valor con números reales.

 

En lo que respecta a picos, la final de ayer entre G2 y Origen logró un máximo de 476.731 espectadores. Un auténtico lujo de final, acompañada por unas cifras magníficas, pero que no sobrepasan ni a la final del split de verano del año pasado en Madrid, donde Fnatic y Shalke lograron picos de 491. 239 espectadores, ni a las del split anterior, que con 562.133 espectadores en la final entre G2 y Fnatic siguen ostentado este récord.

 

En cualquier caso, cifras más que interesantes para una LEC que ha visto como la llegada del modelo franquiciado parece haberle dado alas.

 

Los números de LCS

Vamos con los números de la LCS y procedemos de la misma manera. En este split de primavera de 2019 la competición americana ha logrado unos espectadores estables de media de 195.150. Si comparamos con el split de verano del año pasado, donde obtuvo 155.176, tenemos un crecimiento del 21%. Sin embargo, si no vamos al split de primavera del año pasado, la media de espectadores se situó en 208.084, es decir, en este aspecto decrece con respecto a ese año un 6,6%.

 

 

Si nos vamos a los picos de audiencia, este split nos ha dejado un tope de 599,904, tambien en la final de este fin de semana, en este caso con TSM y Team Liquid. Cifra que supera ampliamente al pico de la final del split de verano de 2018 donde se alcanzaron 430.122 en la final entre Liquid y Cloud9 o los 520.087 de la final de primavera de 2018 que alcanzó la final entre Liquid y 100 Thieves (si, Team Liquid lleva ganados los tres splits disputados bajo el sistema de franquicias)

 

¿Qué nos dicen los datos?

La gran clave está en con qué datos quedarnos. Una diferencia de 7.000 espectadores de media entre ambas competiciones no es demasiado significativa. Donde si destaca LEC tremendamente sobre LCS es en la comparación entre splits de primavera. Mientras que LEC crece un 44%, LCS pierde un 6,6% de espectadores. Esta es sin duda la clave que denota esa sensación de crecimiento y de mejor situación que tiene LEC ahora mismo. Una tendencia creciente en comparación con la tendencia decreciente de LCS.

 

Si embargo, si en lugar de remontarnos a un año vista, miramos la comparativa con respecto al último split, que al fin y al cabo es el dato más reciente en el tiempo, ambas competiciones crecen a la par, en torno al 20-25%. Por lo tanto tampoco se puede hablar de debacle por parte de LCS cuando está creciendo, repetimos, con respecto al split de verano, en más o menos la misma proporción.

 

Es curioso que en ambas regiones, parece que el split de primavera capta mucho más la atención de los espectadores que el de verano. De hecho LEC el año pasado perdió un 26% entre primavera y verano, porcentaje prácticamente calcado al que perdió LCS en ese período. El porqué se produce este fenómeno en ambas regiones es algo curioso para lo que aún no tenemos explicación. Mismos equipos, misma duración…

 

Todavía parece pronto para hablar de un claro vencedor y el split de verano de este año se antoja fundamental para poder comparar periodos entre si y ver si encontramos alguna respuesta a esa tendencia positiva del split de primavera sobre el de verano, y cómo no para seguir viendo la línea de evolución temporal de ambas competiciones.

 

Volveremos a la carga a finales de año, ya con cuatro splits disputados en LCS y dos en LEC bajo el modelo fanquiciado, para intentar obtener más conclusiones.

ETIQUETAS NOTICIA:
Puntuar información
NO HAY COMENTARIOS

HAZ UN COMENTARIO